viernes, 12 de junio de 2015

Leishmaniosis

Este mes vamos a hablaros un poco sobre la Leishmania, ya que, con el buen tiempo llegan los mosquitos, moscas, avispas y demás bichitos. Llegan los temidos Flebotomos, los mosquitos que transmiten la Leishmaniosis. 

La leishmaniosis (Leishmania infantum) es una enfermedad parasitaria de distribución mundial. Se considera una enfermedad endémica en todo el sur de Europa. Además coincide con zonas en los que hay Flebotomos. Está distribuida por toda España, pero hay zonas más endémicas, como zonas de la Cuenca Mediterránea, Baleares, o núcleos urbanos importantes como Madrid, Barcelona o también en Extremadura. Las Islas Canarias no tienen Leishmania. 

La especie que parasita normalmente es el perro, aunque también puede desarrollarse en otras especies como el hombre y otros animales, lobo, zorro e, incluso, gato. Se transmite por la picadura de flebótomos, un tipo de mosquitos. 

El flebotomo tiene que haber ingerido sangre infectada para transmitirlo. También se pude transmitir a través de transfusiones sanguíneas, de madres a sus cachorros y vía venérea. 

CARACTERTICAS IMPORTANTES DEL FLEBOTOMO PARA PREVENCION 

La actividad de estos flebotomos es máxima en horas de menos luz, es decir, en las primeras horas de la mañana y en las últimas de la tarde. Por tanto, una medida de prevención es que los perros no salgan al exterior en esas horas y que no duerman fuera: HORAS CREPUSCULARES 

Los flebotomos se activan a temperaturas mayores de 18ºC, las lluvias y el viento son sus enemigos. Debemos tener en cuenta estos factores para elegir cuando y donde debemos prevenir su picadura: CLIMA TEMPLADO-CALUROSO Y SECO 

Los flebótomos no necesitan agua para su desarrollo larvario, viven en MEDIOS SECOS. Sus principales hábitats son la materia orgánica, madrigueras, muros, sótanos, leñeras, basura, composterasetc. 

El periodo de marzo a octubre es la época de mayor riesgo de picaduras y transmisión de la leishmaniosis. La enfermedad si se desarrolla, suele tardar algunos meses en el inicio del cuadro clínico. 

¿COMO PODEMOS PREVENIR LA LEISHMANIOSIS?


El primer paso y fundamental es evitar la picadura de mosquitos y para ello: 

1.- Empleo de ectoparasitarios repelentes de mosquitos sobre el animal
2.- Evitar que el perro duerma en el exterior
3.- Si duerme en el exterior que no exista una fuente de luz próxima.
4.- Utilizar repelentes de mosquitos de enchufe en el interior de la vivienda



1.- En está época del año es imprescindible el empleo de antiparasitarios con propiedades repelentes de mosquitos y flebotomos. Aunque no puede garantizar una protección al 100%, si disminuirá enormemente las probabilidades de transmisión.

Los repelentes de mosquitos pertenecen a la familia de los piretoides y entre las moléculas empleadas en collares y pipetas antiparasitarios están la deltametrina, flumetrina, permetrina…
 Hay que tener en cuenta que son tóxicas para los gatos, por lo que son productos específicos para perros. 

Actualmente comercializados con eficacia demostrada existen collares: Scalibor y Seresto. Y en pipetas: Frontline Tri-act, Vectra-3, Advantix 

Algunos perros son sensibles a los piretroides y se pueden encontrar reacciones de picor y enrojecimiento en la zona de aplicación de estos productos - si estos signos aparecen lo mejor es retirar el collar o bañar al animal y pedir consejo al veterinario.

Recomendación
1.- Consultar a vuestro veterinario cual es el mejor tratamiento en vuestro caso particular, ya que en función del animal, sus hábitos de vida y la zona donde vivís puede existir preferencias por el producto a emplear.
2.- No adquirir otros productos más económicos porque no tendrán la eficacia, ni la duración, ni la seguridad de los que os indicamos.